Los peores extranjeros del fútbol ecuatoriano

Jugadores que no aportaron nada a su club
domingo, 12 de abril de 2020 · 12:15

Los PEORES refuerzos extranjeros en Ecuador, basándose en los parámetros que no se refieren a la carrera del jugador, sino netamente en 3 cosas: la expectativa que se creó por su llegada, el cartel que tenía y el resultado final de su paso por el equipo que los contrató.

- Danner Pachi (Espoli): Volante de selección boliviana de fútbol donde era continuamente llamado a ser titular. Pasó por Liga de Portoviejo en el 2009 y fue en el 2010 a la Espoli. Debutó con gol pero se diluyó en su ilusión, solo jugó un semestre y regresó a Bolivia.

- Carlos Luna (Liga de Quito): En mitad del 2010 llegó al club albo pero nunca terminó de consolidarse en LDU donde solo anotó 6 goles. Venía de ser goleador con Tigre en Argentina, fue campeón con San Lorenzo y fue goleador de Argentina en sub 17 del 2003. Para el 2011 fue cedido a Tigre su antiguo club.

- Pablo Luguercio (Barcelona): Llegó al Barcelona del 2012, el que ganaría la estrella 14 pero no fue para nada gravitante. Inauguró el camino hacia el campeonato con el primer gol de BSC ese año pero no hizo más que eso. Vino con cartel de jugar en Racing y Estudiantes donde se llevó el corazón de la hinchada. Acá se fue a los pocos meses.

- José María Franco (Emelec): Traído por JR Carrasco sin ser un gran refuerzo, la final de ese torneo (2011) la vio desde el banco. Walter Iza tuvo más méritos para ganar minutos en lugar del uruguayo. Jugó en la selección de Uruguay y tuvo paso por Peñarol e Italia, pero en Emelec no jugó nada bien y solo duró 6 meses.

- Hernán Peirone (Emelec): Llegaba como una de las más prometedoras estrellas de San Lorenzo, donde jugó por algunos años, fue goleador de su selección sub 17 y venía a consolidarse con minutos en Emelec, llegó en el 2010 y por las mismas salió del cuadro azul en junio de ese año. Su más anecdótica presencia fue un golazo de tiro libre en un clásico del astillero.

- Ricardo Noir (Barcelona): Ex jugador de Boca Juniors que en el trofeo Joan Gamper dejó una grata impresión y hasta fue consultado por el Barcelona español, una lesión lo alejó de ese sueño. Años después en el 2010 llegó a BSC con mucho cartel, hizo algunos goles pero no gravitó su presencia, se fue antes de terminar el año.

- Pablo Vitti (Liga de Quito): Venía de ser campeón en Canadá y Perú, fue parte de esa selección argentina sub 20 campeón del Mundial sub 20 del 2005 con Lionel Messi y fue declarado el mejor jugador del torneo peruano del 2010. Llegó a LDU y en 38 partidos marcó 13 goles pero nunca se pudo establecer en el cuadro Albo; por su currículum se esperó mucho más de él pero se terminó yendo sin que Liga haga mucho por retenerlo.

- Cristian Sánchez-Prette (Barcelona): Llegó a BSC en el 2010, con la esperanza que sea el abastecedor de Samudio. Jugó 13 partidos, hizo un solo gol y no lo alimentó a Samudio. Fue parte del Estudiantes campeón de la Libertadores del año 2009 y llegó con cartel a BSC pero ahí no hizo buen trabajo. Se fue antes de cumplir una año con los amarillos y dejando una decepción en la hinchada.

- Pablo Zeballos (Emelec): Fue motivo de ‘pelea’ entre Barcelona y Emelec, dos clubes que lo lucharon por varios meses pero la continua indecisión del paraguayo no ayudó para que las cosas se concreten rápidamente. Hizo un gran gol contra Deportivo Cuenca y nada más. Su contrato era de 6 meses y apenas se acabó, los azules le dijeron adiós sin dudarlo. Pasó más tiempo en la suplencia, a tal punto que se bromeaba con ponerle wifi a la banca para que el jugador pueda twittear sin problemas (Se destacó más por sus peleas y tweets en la red social que por su desempeño en la cancha). Actualmente está jugando en Atlético Nacional, rival de Emelec en octavos de Copa.

Otras Noticias